Ansiedad por infidelidad, ¿cómo gestionarlo?

Dentro de las dificultades dentro de una relación de pareja, descubrir que la otra persona nos ha estado engañando puede causar una situación de estrés postraumático que también provocará ansiedad por infidelidad.

De repente tus emociones o sentimientos se escapan de ti y no eres capaz de controlarlos. El ver cómo se desploma de golpe la confianza que sentíamos por nuestro otro significativo pondrá nuestro mundo patas arriba.

Sin embargo, podrás salir de ahí.

No será fácil, y muy probablemente te quedarán cicatrices, pero ello no supone que no puedas curarte y sanar tus heridas emocionales.

Estrés postraumático por infidelidad → ¿qué está pasando?

En una situación en la que te encuentras tan vulnerable, es normal que tus emociones y tu cuerpo tomen el control. La ansiedad por infidelidad provoca que tu perspectiva y forma de ver el mundo cambie, así como también la seguridad en ti.

Ésta nos puede afectar tanto emocionalmente como físicamente cuando externalizamos el dolor que llevamos dentro. ¿Qué es lo que te está pasando exactamente? Una infidelidad puede provocar las mismas consecuencias en nuestro bienestar emocional y físico que en otros casos donde nos podamos haber sentido amenazados.

→ Mi pareja me engaña y no lo reconoce, ¿qué debo hacer?

Es totalmente lícito sentirte como te sientes, y por ello, debes darle la importancia que merece. ¿Cómo te sientes?

  • Depresión, pérdida del sentido. No puedes disfrutar de lo que te hacía disfrutar hasta ahora, pasas a ver la vida desde un segundo plano.
  • Ataques de ira, es normal pasar de la tristeza más profunda a sufrir ataques de ira y enfurecerse con mayor facilidad. Tu estabilidad emocional se verá alterada debido a la ansiedad y la depresión.
  • Confusión, tras haber visto tu confianza traicionada y ver cómo se han destrozado pilares que creías irrompibles, es normal que sientas desesperación o confusión y no saber qué es lo siguiente que debes hacer.
  • Falta de apetito o atracones: es posible que tu apetito se vea afectado. Por tanto, puedes perder las ganas de comer por completo o, todo lo contrario, recurriendo a atracones momentáneos para poder acallar la ansiedad que sientes por dentro.
  • Los síntomas típicos de la ansiedad: taquicardias, presión en el pecho, ataques de pánico, náuseas y temblores.
  • Pensamientos intrusivos: estos son uno de los síntomas más característicos de la ansiedad por infidelidad y es que notaremos cómo nuestra cabeza no puede parar de pensar en ningún momento. Repasaremos los hechos una y otra vez, nos culparemos de lo que ha ocurrido, también culparemos a nuestra expareja, y este tipo de pensamientos nos acompañarán hasta que logremos finalmente superarlo.
>  Todo lo que debes saber sobre la ansiedad flotante

Cómo gestionar la ansiedad por infidelidad

mi pareja me ha sido infiel

¿Cómo es posible recuperarse después de haber visto nuestra confianza traicionada? En estos momentos, superar una infidelidad puede parecerte algo imposible e inalcanzable. Ya haya pasado recientemente, o hace un tiempo, sientes que no eres capaz de seguir adelante como se supone que deberías.

→ Mi pareja me genera ansiedad, ¿cómo lo afronto?

No estás solo, ni sola y quiero ayudarte a aliviar el dolor que sientes así cómo darte el apoyo que necesitas para sanar esas heridas que han dejado abiertas. Lee los siguientes consejos para aprender a retomar el control sobre tu vida.

Date tu tiempo de duelo

Tenemos la costumbre de mirar con malos ojos a la tristeza y por tanto, no nos permitimos el tiempo para sanar que necesitamos. Al final, una infidelidad y la ruptura de una relación romántica también suponen una pérdida, por lo que debemos darle el tiempo de duelo que se merece.

Date todo el derecho a estar triste, a llorar lo que necesites y no seas duro contigo. Después de una experiencia de estrés por infidelidad, es muy fácil autoflagelarnos y hacernos daño por cualquier motivo (“Soy un llorica”, “Normal que me deje por otra”, “No merezco la pena”, “Tengo que dejar de llorar o la gente se va a cansar de mi”).

Hacer las paces con tu cuerpo y tu mente

Uno de los síntomas de la ansiedad por infidelidad es la inseguridad y los pensamientos intrusivos. Como hemos dicho anteriormente, nos machacaremos constantemente hablándonos de una forma muy tóxica para nuestra autoestima.

Algunas formas de hacer las paces con tu cuerpo y contigo mismo son las siguientes:

  • Hacer ejercicio e investigar sobre cómo mejorar tu alimentación
  • Escribir en un cuaderno cómo se sientes y releerlo
  • Cuidar tu imagen personal (un cambio de corte de pelo, vestir más arreglado de lo normal, utilizar maquillaje, tu vestido favorito; todo lo que restaure tu inseguridad es bienvenido) Si te ves bien por fuera, comenzarás a sentirte mejor por dentro
  • Probar la meditación, darte momentos de tranquilidad como escuchar música tomando el sol o salir a pasear por las mañanas.
>  Siempre estoy preocupado ¿por qué? ¿qué debo hacer?

Rodéate de tus seres queridos

Pasar tiempo en familia o con tus amigos es también una forma de autocuidado. No debes sentir miedo a mostrarte vulnerable y pedir ayuda a los demás. Rodearte de la gente que te quiere te ayudará a reconstruir un espacio de seguridad donde recuperar tu autoestima y estabilidad emocional.

Acudir a terapia psicológica

siento ansiedad por infidelidad

Como experta en ansiedad, conozco la gravedad que supone el tener ansiedad por infidelidad y lo difícil que puede resultar superarla. Hay batallas que no somos capaces de ganar por nosotros mismos y necesitamos la ayuda de alguien especializado.

No tienes por qué hacerlo solo/a. Ese estado de confusión y desilusión por la vida puede desaparecer con la ayuda psicológica adecuada.

En un post en Internet no encontrarás toda la ayuda que necesitas, simplemente un poco de información para poder comenzar tu camino. Te recomiendo que acudas a un psicólogo experto en ansiedad y relaciones de pareja que te ayude a superar la ansiedad por infidelidad.

Estás muy cerca de conseguirlo y ser una persona incluso más fuerte de lo que ya eras antes.

Si quieres saber más sobre ansiedad y relaciones, puedes visitar los siguientes artículos: