Ansiedad y boca seca ¿Cómo se relacionan?

¿Quieres saber porqué están relacionadas la ansiedad y la boca seca? ¡Te lo cuento todo a continuación!

Lo que debes saber sobre la ansiedad

La ansiedad está estrechamente relacionada con el miedo. Cuando hablamos del temor o miedo hay que tener en cuenta que se trata de una emoción sumamente intensa, la cual ayuda a los seres humanos a prepararse y reaccionar ante situaciones peligrosas. Todo esto genera una tensión que incita a quien lo padece a prepararse para enfrentar o huir de dicha situación.

Entonces, según lo anterior, podemos entender que el miedo contribuye a que las personas preserven su seguridad. Pero, ¿qué pasa cuando esta emoción aparece cuando no es necesaria? En este caso, se está experimentando un trastorno ansioso, el cual se sabe identificar porque se siente la misma emoción de miedo ante una situación que no resulta peligrosa de forma objetiva.

¿Cómo se manifiesta la ansiedad?

La intensa emoción que se manifiesta en los seres humanos al padecer ansiedad se presenta en tres niveles básicos: cognitivo (pienso), fisiológico (siento) y conductual (hago).

Por ejemplo, el nivel cognitivo puede ser la preocupación, el nivel fisiológico hace referencia a efectos que experimentamos físicamente, como las palpitaciones, y el nivel conductual hace referencia a la forma en la que nos expresamos, como hablar rápido. Otro ejemplo podría ser: sentir inseguridad, boca seca y tartamudear.

>  ¿Cuáles son los síntomas del estrés y cómo afectan a tu comportamiento?

Con estos ejemplos la intención es destacar que la ansiedad se experimenta de diversas maneras y a diferentes niveles, y uno de esos síntomas que pueden aparecer es el de la boca seca.

En lo cognitivo, la ansiedad se va a caracterizar por sentir un miedo muy intenso, así como una falta de control sobre sí mismo o sobre el futuro. Se está constantemente en un estado de alerta y un escenario de indefensión. Esto quiere decir que no se puede controlar lo que antes sí se controlaba.

gargante-seca-ansiedad

Por la cabeza van a pasar muchos pensamientos que resultan perturbadores y catastróficos, los cuales contribuyen a generar un círculo vicioso que acaba afectando al cuerpo y manifestándose en síntomas como los que ya hemos mencionado.

Concretamente, lo que pasa a nivel fisiológico en las personas ansiosas es que se van a presentar diferentes reacciones corporales que son anómalas, como taquicardia, mareo, boca seca, tensión muscular, sudoración, entre otras. Todos estos síntomas se deben a la activación del sistema nervioso autónomo y a la presencia de diferentes sustancias, como la noradrenalina, que se activan cuando se está en peligro.

Estas reacciones son totalmente psicosomáticas, lo que quiere decir que su origen se encuentra en la mente, pero se va a transmitir al cuerpo.

¿A qué se debe que la ansiedad provoque la boca seca?

En general, la mayoría de los seres humanos han pasado por algún momento de estrés o ansiedad, por ejemplo, por temas laborales o algún motivo personal. Esta misma ansiedad trae consigo diferentes consecuencias que podrían resultar más o menos graves, todo dependerá del grado en que afecte.

A la experimentación de boca seca también se lo conoce como xerostomía. Los que han estado ante una situación que produce nerviosismo, seguramente notaron sequedad en su boca. ¿Pero cuál es el origen de esto?

>  Claves para controlar la ansiedad posvacacional

La razón es que tal nivel de estrés afecta al sistema nervioso central y, precisamente por eso, las glándulas salivares no pueden funcionar correctamente.

Cuando se está pasando por una situación de ansiedad o estrés se recomienda beber agua para poder mantener la boca hidratada. Pero, si esto no es suficiente, también se puede recurrir a productos elaborados específicamente para combatir este problema, como la saliva artificial.

¿Cualquier tipo de ansiedad provoca boca seca?

La ansiedad no siempre provoca la aparición de boca seca. Existen distintos tipos de ansiedad y, por tanto, este trastorno se puede manifestar de forma diferente. Algunas personas pueden padecer ataques de pánico sin que estén relacionados con un acontecimiento concreto, y que suelen darse cuando las personas tienen dificultades al expresar sus preferencias o emociones.

Hay otros que se preocupan en exceso, por lo que no pueden dormir bien antes de una cita importante, una mudanza o un examen, entre otras muchas situaciones. En este caso, estamos ante un tipo de ansiedad generalizada, que siempre está presente y que puede ser un verdadero dolor de cabeza.

Pero, también existen quienes padecen ansiedad en momentos determinados, que habitualmente coinciden con situaciones y experiencias difíciles, épocas estresantes o retos que requieren el mayor esfuerzo y exigencia.

Pero no en todos estos casos tiene por qué darse la aparición de boca seca.

Partes del cuerpo que pueden verse afectadas por la ansiedad

Si has llegado hasta este punto de la lectura, ya debes tener más claro que la ansiedad y la boca seca están relacionadas, cómo lo hacen, y que no cualquier tipo de ansiedad, ni en cualquier persona, se tiene por qué producir este síntoma.

>  Ansiedad y pensamientos intrusivos

Pero, además de la ansiedad y la boca seca, existen otros síntomas comunes que el cuerpo puede experimentar al aparecer este trastorno. Te lo contamos:

Estómago

La ansiedad puede llegar a desatar molestias estomacales, como dolor en la boca del estómago, malestar, náuseas, diarrea, etc. ¿El motivo? Esta ataca al sistema nervioso, por lo que es muy común que el estómago sea una de las zonas más afectadas.

Garganta

En el caso de la garganta, es habitual que al aparecer la ansiedad se tenga una sensación de ahogo, incapacidad de tragar o respirar con normalidad. Es muy parecido a sentirse asfixiado, por lo que es muy desagradable.

Pecho

Muchas personas que sufren de ansiedad se asustan al sentir que pueden padecer un problema cardíaco. La opresión que sienten en el pecho puede llegar a confundir y hacer pensar que se está sufriendo un ataque. Sin embargo, la ansiedad por sí sola no posee la capacidad de dañar, solo se trata de un gran susto.

Boca seca y pastosa

Esta sensación de tener ansiedad y la boca seca es como si se corriese una maratón sin contar con ninguna hidratación. Es muy desagradable, pero se puede solucionar fácilmente.

relacion-ansiedad-y-boca-seca

¿Sufres de ansiedad? Recuerda que cada persona es diferente y que los síntomas pueden ser muy variados. Lo importante es que recuerdes que existen formas de dominarla y que hay personas capacitadas para ayudarte a combatir este trastorno.

Consulta con un profesional el tratamiento que requieres para poder superarla. ¿Quieres hablar conmigo? Contáctame ahora mismo.