Depender de alguien emocionalmente: ¿en qué consiste? ¿Cómo superarlo?

Tiempo de lectura: 5 minutos

¿Es depender de alguien emocionalmente lo mismo que amor? Hay una línea muy firme entre querer a una persona y que nuestro estado de ánimo dependa totalmente de ella. Aquellas personas con dependencia emocional correrán el riesgo de crear relaciones poco saludables y emociones exacerbadas que atenten contra su salud mental.

¿Cómo detectar a alguien que depende de otra persona emocionalmente? ¿Cómo podemos superar esa dependencia? Si crees que encajas dentro de esta situación, probablemente sientas que tu vida deja de tener sentido si, por ejemplo, pierdes a aquella persona más especial e incluso anules tus propias emociones para evitarlo.

Hoy te muestro cuáles pueden ser las causas de la dependencia emocional y veremos algunas claves de autocuidado y autoestima para que puedas superarlo.

¿En qué consiste la dependencia emocional? → Señales de alerta

La dependencia emocional se puede dar dentro de cualquier tipo de relación interpersonal, es decir, en la pareja, la amistad, en el trabajo o en la familia. Esta es un patrón psicológico caracterizado por una gran necesidad de afecto, que provoca que la felicidad del individuo dependa en gran medida de otras personas.

De esta forma, al depender de alguien emocionalmente sufrimos una gran inseguridad al no vernos capaces de tomar decisiones por nuestra propia cuenta, necesitar la aprobación de esa persona o tenemos miedo a ser abandonados. La soledad es una realidad que nos aterra, empujándonos a relaciones tóxicas y que nos dañan con el objetivo de evitarla.

>  ¡No quiero depender de mi pareja! 10 claves para superar la dependencia emocional

Algunas señales o síntomas que pueden indicarnos el depender de alguien emocionalmente son los siguientes:

  • Baja autoestima
  • Inseguridad
  • Persona indecisa con dificultad para tomar sus propias decisiones
  • Gran intolerancia a la soledad
  • A pesar de estar en una relación que no les hacen felices, el miedo a la soledad hace que no sean capaces de abandonarla.
  • Un estado de ánimo que dependa del comportamiento de la otra persona
  • Celos obsesivos
  • Una gran idealización de la otra persona
  • Justificación de todos sus actos aunque estos sean perjudiciales.

Causas de la dependencia emocional

Dependiendo de la persona podemos situar las causas de la dependencia emocional en distintos orígenes. A veces se debe a traumas de la infancia que siguen sin sanar, relaciones de pareja dañinas en el pasado, miedo a la soledad, o a un negativo autoconcepto.

dependencia-emocional-de-una-persona

Esta puede estar relacionada con heridas del pasado o deberse a una baja autoestima, un ritmo de vida insuficiente, estrés, ansiedad o depresión. La falta de confianza también es un factor clave que merma la capacidad de la persona a tomar sus propias decisiones.

Sin duda, conocer el motivo que lleva a depender emocionalmente de alguien es esencial para, no solo superarlo, sino además sanar correctamente y aprender a desarrollar relaciones saludables.

A continuación, veremos cómo superar la dependencia emocional para ganar bienestar y trabajar las inseguridades.

Cómo superar la dependencia emocional por otra persona

Cuando compartimos una relación con otra persona, debemos verla como la conexión de dos mundos independientes. Con ella pasamos tiempo y creamos vínculos emocionales, pero estos jamás deben tener el poder de cambiar la percepción que tenemos de nosotros mismos, o afectar a nuestro valor como seres humanos.

Te dejo aquí unos puntos clave que te ayudarán a comenzar a superar el depender de alguien emocionalmente.

Haz actividades que te hagan feliz por tu cuenta

¿Hay algo que siempre habías querido hacer, pero para lo que nunca has tenido tiempo? ¿Llevas mucho tiempo queriendo ir a un sitio en concreto, pero no querías ir sin acompañante? Es el momento de que des el paso, salgas de tu zona de confort y te animes a hacer cosas que te hagan feliz sin que nadie más tenga que estar presente. 

>  Problemas de convivencia en la pareja | Consejos para poder evitarlos

Puedes empezar yendo a un museo, el cine o apuntándote a clases de baile. Y si prefieres quedarte en casa, enciende el televisor y pon tu película favorita; escribe un diario o ponte a dibujar.

Aprende a decir no

Este paso está muy relacionado con el anterior. Cuando una persona, sea quien sea, esté sobrepasando tus límites, y no esté respetando tus reglas, es el momento de practicar la asertividad y saber cómo decir no.

Aquí es muy importante que sigas teniendo en cuenta las emociones de la otra persona, y que busques una negociación que pueda beneficiar a ambas partes, en el caso de que sea posible. Si no es el caso, no tengas miedo a decir no a personas que te hacen daño y te hacen sentir mal.

Define el tipo de amistad, pareja o familiar que busques y también el que quieras ser

Si piensas que dependes emocionalmente de alguien, es el momento de que pongas límites y reglas en tus relaciones. Esto significa: ¿qué cosas estás dispuesta a aceptar? ¿Qué comportamientos tendría tu pareja ideal? ¿Cuáles son esenciales, y cuáles vas a rechazar?

Por otro lado, también tienes que ponerte a ti unos límites que te obliguen a no dar más de lo que puedes ofrecer. Piensa, ¿qué tipo de pareja te gustaría ser? ¿Qué amistad quieres ofrecer a tus amigos? ¿Cómo sería la hija que quieres ser para tus padres?

Esto te ayudará a trabajar tu seguridad a la hora de rechazar relaciones y comportamientos que te estén dañando y también enriquecerá la forma en la que las gestionas.

Toma responsabilidad de tus emociones

A veces es muy fácil tomar el papel de víctima y atribuir todas nuestras emociones a agentes externos, cuando estas dependen exclusivamente de nosotros. Podemos pensar que la forma en la que nos sentimos se ve afectada por las decisiones de los demás, pero nada más lejos de la realidad.

>  Experiencias reales de terapia de pareja: opiniones

Solo nosotros decidimos cómo vamos a reaccionar a los estímulos exteriores y también, la importancia que les vamos a atribuir. Tú tienes la posesión de tus emociones, y nadie más. Para dejar de depender emocionalmente de una persona debes tener este concepto claro.

Trabaja tu autoestima

La autoestima es el pilar central que te ayudará a no depender más emocionalmente de los demás. Si tienes seguridad en ti, y te quieres, no necesitarás obtener ni el amor ni la seguridad del exterior. Sin embargo, esto no es tan sencillo.

Aprende a descubrir el valor que te define, qué es lo que te hace especial. Acéptate y perdónate cuando sea necesario. Lo más importante es cómo te hables, y cómo te cuides. Eres y serás siempre la parte más importante de tu vida, por lo que trátate con cariño y respeto.

Busca ayuda profesional

Sé que hay batallas que no podemos luchar por nuestra cuenta. Si estás teniendo problemas de dependencia emocional, es aconsejable que acudas a la ayuda de un profesional que pueda proporcionarte el apoyo que necesitas.

depender-de-una-persona-emocionalmente

No dudes en ponerte en contacto conmigo si necesitas alguien que te eche una mano a superar esa dependencia. Trabajando en conjunto podremos lograr que recuperes tu autoestima y seas capaz de quererte como nadie.

Psicóloga Licenciada, Máster en Psicología General Sanitaria y Máster en EMDR.
Patricia Garzon